top of page

¿Quién eres en realidad?


¿Cuántas veces has hecho algo por encajar o porque los demás creían que debías hacerlo?

¿Cuántas otras has dicho SÍ a muchos planes y situaciones que no querías ni te apetecían por quedar bien?

¿Alguna vez te has parado a pensar qué es lo que de verdad quieres hacer con tu vida, qué es lo que te llena el alma o cuáles son tus deseos más profundos?

Vivimos creyendo que tenemos todo el tiempo del mundo, que más adelante haremos eso que anhelamos, pensamos que el futuro es algo que nos pertenece, pero la vida se gasta minuto a minuto, día a día, y nunca sabremos cuando será el último instante.

Aceptamos hacer cosas que no queremos para complacer, para evitar que los demás se sientan mal, pero el tiempo es lo único en esta vida que no va a volver ni tampoco lo podemos comprar.

Tu tiempo es tuyo y tienes el derecho de hacer con él lo que quieras.

Decir que NO también está bien y si alguien se molesta, es su problema y no el tuyo.

Nos tomamos las cosas cotidianas demasiado en serio, viviendo preocupados la mayor parte del tiempo, siempre con la mente en otro sitio que no es el presente, malgastando nuestra preciada vida.

Por desgracia, solamente cuando recibimos un duro golpe o estamos al borde del abismo parece que reaccionamos, pero al poco tiempo volvemos al mismo estado de inconsciencia.

 La mente humana tiene una gran facilidad para vivir a través de sus pensamientos y creencias, nublando por completo el verdadero sentido de vivir.

Ser uno mismo, es uno de los mayores regalos que podemos hacernos, vivir acorde a nuestra esencia, respetar nuestros valores, amar con el corazón a quien queramos, reír con quién elijamos, hacer lo que deseamos, caernos y levantarnos con nuestras propias decisiones, arriesgar lo que creamos oportuno... en pocas palabras: ser quien realmente somos, eso es lo que nos llevaremos y lo que valoraremos en nuestro lecho de muerte, porque al fin y al cabo nadie puede morir por nosotros, nuestra vida es nuestra y por ello tenemos el derecho y el deber de vivirla con autenticidad y coraje.

Vive hoy y siempre siendo TÚ.

Solo siendo quién eres vivirás con plenitud.



37 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page